Ante los representantes de las iglesias ortodoxas orientales, el Papa hace un llamamiento a la paz, la unidad y el testimonio

Todos los cristianos están llamados a trabajar juntos por la paz y la justicia, reiteró el Papa Francisco en su cordial bienvenida a los miembros de la Comisión mixta internacional para el diálogo teológico entre la Iglesia Católica y las Iglesias Ortodoxas Orientales. Con el anhelo de que la investigación teológica en común impulse nuestra «amistad fraterna», el Obispo de Roma compartió con ellos su profundo dolor y cercanía a los hermanos cristianos y otras minorías, por la inmensa tragedia de todas las poblaciones en Irak, Siria y todo Oriente Medio. El Papa aseguró su oración para impulsar una «solución negociada».

«En este momento, de manera particular, compartimos nuestra consternación y dolor por lo que sucede en Oriente Medio, en especial Irak y en Siria. Recuerdo a todos los habitantes de la región, también a nuestros hermanos cristianos y a las numerosas minorías, que viven las consecuencias de un extenuante conflicto. Junto con ustedes rezo cada día para que se encuentre pronto una solución negociada, suplicando la bondad y la piedad de Dios para cuantos son golpeados por esta inmensa tragedia. Todos los cristianos están llamados a trabajar juntos en aceptación y confianza mutua para servir a la causa de la paz y de la justicia. Que la intercesión y el ejemplo de muchos mártires y santos, que han dado valiente testimonio de Cristo en todas nuestras Iglesias, pueda sostenerlos y fortalecerlos a ustedes y a sus comunidades cristianas.

Queridos hermanos, les agradezco por su visita e invoco para cada uno de ustedes y su ministerio las bendiciones del Señor y la maternal protección de María Santísima. Por favor recen por mí».

Francis, Bartholomew I

Con su bienvenida a los «queridos hermanos en Cristo», extendiendo su saludo a los líderes de las Iglesias Ortodoxas Orientales, el Santo Padre destacó el importante trabajo de esta Comisión, nacida en enero de 2003, como iniciativa conjunta de autoridades eclesiásticas de la familia de los ortodoxos orientales y del Pontificio Consejo para la Promoción de la Unidad de los Cristianos. Y puso de relieve el tema del encuentro de esta semana, en la que profundizaron su estudio sobre los Sacramentos, en particular, el Bautismo.

Y recordando con profundo aprecio a Su Santidad Ignacio Zakka Iwas, Patriarca de la Iglesia Siro Ortodoxa de Antioquía y de todo Oriente, que falleció el año pasado, el Papa se unió asimismo en la oración a todos los fieles de este «celoso servidor de Dios, rogando para su alma la alegría eterna».

Fuente: News.va

Discurso completo y original (en italiano)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s